Featured Posts

“¿Existe Santa? Como manejar esta pregunta con niños pequeños"

No te apaniques si tu hijo o hija te hace esta pregunta, a muchos les pasa y sobre todo en estas fechas. La única regla de oro que debes saber ates de leer es: No evadas la pregunta de: ¿Existe Santa? Porque puedes confundirlo o decepcionarlo al no darle una respuesta concreta, mejor sigue algún consejo de estos:


De 1-3 años

A esta edad es muy improbable que tu hijo se cuestione la existencia de Santa, pero en caso de un compañerito del kínder la “riegue”, no te asustes, es probable que no se acuerden para el próximo año, porque son demasiado chiquitos. De todos modos, podrías enseñarle videos de Santa o llevarlo a tomarse fotos con él, para que tenga un tipo de evidencia.


De 4-7 años

Lo más recomendable a esta edad es preguntarle al niño la razón por la que quiere una respuesta de Santa y dependiendo de ella, dar una contra respuesta. Tal vez aun crea en Santa, pero quieren entenderlo más a fondo, o ya sabe que es un mito pero quiere saber si tú eres capaz de seguirlo engañando. Ten cuidado de no desilusionar a tu hijo y se más inteligente que él.


De 8-11 años

Esta es la edad donde la mayoría de los niños descubren que Santa no existe, por más que los papás traten de aplazarlo. Puede que al darse cuenta que no existe el ratón de los dientes, también sepa que Santa es falso. Se recomienda ser honestos, pero cuidadosos con el shock que la noticia les puede causar, ser amables y cariñosos al decirlo. Haz que sea una conversación abierta y tomate el tiempo que sea necesario para resolver cualquier duda o inquietud.


De 12 en adelante

A esta edad muchas veces los papás tienen miedo de revelar la verdad a los niños porque si tienen un hermano pequeño, el mayor le podría arruinar esta ilusión, ya sea consciente o inconscientemente. Pregúntale a tu hijo si le gustaría que a él le hubieran revelado esto cuando era más chiquito, dale a entender que como el mayor es su misión que el bebe no se entere.


Otros tips generales


El ayudante de Santa: Si tus hijos descubren los regalos de “Santa” antes de tiempo, les puedes decir que a veces los papás son ayudantes de Santa y deben guardar los regalos porque Santa ya no tiene espacio o comprarlos porque a él no le dará tiempo ya que son muchos niños.


En la escuela: Si sospechas que algún niño está contagiándole la duda a los demás, puedes hablarlo tranquilamente con los papás del niño o en el grupo de WhatsApp de los papas de la escuela para que todas estén en el mismo canal con sus hijos.


Convirtiéndose en Santa: Cuando veas que tu hijo empieza a tener dudas y curiosidad sobre Santa, llegó el momento. Llevo a mi hijo a comer a algún restaurante que le guste. Le digo lo siguiente: “haz crecido mucho últimamente en todos los sentidos y ya eres lo suficientemente grande para convertirte en un Santa, muchos de tus amigos te pueden decir que Santa no existe, pero eso es porque ellos no están listos para ser un Santa aún. Santa hace mucho por los demás, es tu misión pensar en alguien e investigar algo que le haga falta, comprarlo, y regalárselo esta navidad. Ser Santa es dar sin esperar nada a cambio.” Tu como papá ayuda a tu hijo a pensar en alguien, comprar el regalo y dárselo de manera sorpresa a esa persona especial. Recuérdales que nadie puede saber que él dio ese regalo porque si no ya no sería como Santa. De esta manera no se van a sentir engañados porque solo estaban esperando poderse convertir ellos mismos en Santa.

Fuentes:

https://www.care.com/c/stories/3454/is-santa-real-how-to-handle-the-santa-question-like-a-pro/

https://www.facebook.com/tickld/videos/1336139329785881/